Conoce los orígenes, las aplicaciones y las múltiples utilidades que tiene el visual thinking para implementarlo en el ámbito educativo.

¿Qué es el Visual Thinking?

El visual thinking, o pensamiento visual, es una técnica que desde hace algún tiempo está cobrando especial importancia y muchos docentes se han sumado a implementarlo en sus aulas. Así, en los últimos años, han surgido varias propuestas de experiencias colaborativas basadas en el visual thinking con el objetivo de mejorar los procesos de aprendizaje del alumnado de todas las etapas educativas.

Visual thinking significa, básicamente, relacionar ideas y pensamientos con imágenes. De este modo, se pretende expresar un determinado contenido por medio de dibujos o imágenes sin que entre éstas medie palabra alguna.

Obviamente, aunque no exista palabra escrita, es necesario que los elementos visuales proporcionen toda la información básica para que el mensaje sea completamente entendible.

Orígenes del Visual Thinking

Término surgido en 1969 con los trabajos del psicólogo Rudolf Arheim, los cuales se basaban en la negación de la aparente dicotomía entre el pensamiento y la visión pues, según él, existen una serie de patrones visuales que estructuran los elementos que llegan a la mente a través de, o bien canales sensoriales, o bien desde la propia memoria. De este modo es impensable considerar, según Arheim, que entre los elementos visuales y la estructuración del pensamiento no exista relación alguna.

Tras Arheim, surgieron otros investigadores y psicólogos que comenzaron a argumentar la posibilidad de aplicar el pensamiento visual a múltiples campos y disciplinas, desde el ámbito empresarial hasta el educativo. Ejemplo de estos autores son Dan Roam, Sunni Brown o Fernando Vidal y Myriam Artola.

Características del Visual Thinking

La característica fundamental del visual thinking es que se asienta en el poder de las imágenes para la transmisión de información y, en consecuencia, su posterior retención. Diversos estudios avalan la idea de que la combinación de palabras con imágenes favorece y facilita la percepción de conceptos que, de no ser por el elemento visual, serían difícilmente comprensibles.

Otras particularidades de este método pudiera ser la facilidad de aplicación en distintas disciplinas, al igual que para diferentes fines. Favorecer la comprensión es uno de sus puntos fuertes, utilizando la intrínseca capacidad que tienen las imágenes para hacernos llegar conceptos e ideas.

Además, el pensamiento visual posee un gran valor tanto comunicativo y pedagógico, en tanto que funciona de manera complementaria a la hora de transmitir un mensaje mediante un canal visual, como terapéutico, ya que el uso de la pintura, los bocetos, el dibujo o el simple coloreado suelen ser actividades que en muchos otros campos se suelen usar para fomentar la relajación o, incluso, la meditación.

El cerebro se esfuerza por otorgar sentido a los elementos que percibe y, de hecho, si considera que le falta información para captar una imagen en su totalidad, opta por inventar aquella parte a la que no puede acceder para configurar un concepto visual global que pueda encajar y con el que pueda trabajar. Nuestra mente está constantemente esforzándose por captar la armonía y el equilibro en las distintas informaciones que recibe por medio de los diferentes canales sensitivos.


La universalidad de la imagen, que representa mensajes universales capaces de ser recibidos por receptores muy diferentes y en contextos muy variados, es otra de las características del visual thinking. Tan sólo es preciso pensar en las señales de tráfico, los distintos carteles que indican las zonas de interés en distintos enclaves (aseos, salida, cafetería, etc.) o lo que dos personas que no hablan el mismo idioma son capaces de hacer para llegar a comunicarse y entenderse: usar gestos, que no son más que imágenes representadas por medio del lenguaje corporal.

Cómo aplicar el Visual Thinking en el aula

La aplicación del procedimiento del visual thinking en el terreno educativo se convierte en una estrategia con la que potenciar el aprendizaje, sirviéndose de la ayuda del poder de la imagen para transmitir conceptos e informaciones.

Se convierte, así, en una gran herramienta de trabajo que ayuda notablemente a que el cerebro procese de mejor manera la información, bien sea en el momento de recibirla, o bien, de elaborarla.

El uso de los mapas mentales, los esquemas, diagramas o pictogramas, en cierto modo, asientan sus bases en una teoría similar a la del pensamiento visual: la capacidad de entender, aplicar y compartir conocimiento de una mejor forma gracias al uso de elementos gráficos o pictóricos con los que complementar, unificar o ejemplificar aquello a lo que las palabras se refieren.

Para hacer uso del pensamiento visual, en contra de lo que se pueda pensar en un primer momento, no es necesario dominar el arte del dibujo a la perfección, ya que precisamente la lejanía que este método tiene con las tareas artísticas lo convierte en una fórmula de fácil aplicación para todas las personas y en todos los ámbitos; el ser humano está acostumbrado a representar ideas a través de elementos gráficos y visuales desde prácticamente sus orígenes.

No existe un único método de aplicación del visual thinking, ni manuales cerrados y unificados que desglosen pasos para ponerlo en práctica en el aula. Se trata, más bien, de implementarlo de forma paralela a las explicaciones, los ejercicios, proyectos o actividades que se desarrollen en clase.

El uso de aplicaciones para contar historias por medio de dibujos, las tareas de síntesis de información a través de esquemas, la aplicación de rutinas de pensamiento e, incluso, la posibilidad de elaborar sistemas alternativos de comunicación que poner en marcha con alumnado ACNEAE son algunos buenos ejemplos de cómo el pensamiento visual puede convertirse en un mecanismo más que utilizar en el aula de manera intuitiva y natural.

Cómo citar este artículo:
Equipo Pedagógico de Campuseducacion.com (2022). Visual Thinking. Aplicaciones educativas [Mensaje en un blog]. Blog de Campuseducacion.com. Recuperado de: http://www.campuseducacion.com/blog/recursos/articulos-campuseducacion/visual-thinking

¿Quieres saber más?

artículos campuseducacion.com

Recursos educativos de Campuseducacion.com 


Cursos Homologados para Oposiciones de Educación

< Artículo anteriorInterinos exterior: Plazas para Maestros y Profesores en EEUU
Artículo siguiente >Únete Ya a nuestro canal de Telegram
El Equipo Pedagógico de Campuseducacion.com elabora artículos didácticos de interés para docentes y opositores, así como recursos y publicaciones didácticas de utilidad para maestros y profesores. Especialmente relevante es su sección "Guía de Oposiciones", donde recoge todos los temas de interés sobre las oposiciones docentes y resuelve las principales dudas que este proceso suscita a los aspirantes.