Cómo ponderar estándares de aprendizaje evaluables

3890

Cómo ponderar estándares de aprendizaje evaluables para trabajar por competencias

Cómo ponderar #EstándaresDeAprendizajeEvaluables para trabajar por #CompetenciasClave Clic para tuitear

Aprendizaje por competencias

El aprendizaje orientado hacia las competencias reclama, inevitablemente, una nueva concepción curricular en la que hay que adaptar los elementos curriculares ya prescritos (objetivos, contenidos y criterios de evaluación) para que puedan relacionarse de forma coherente con las competencias clave (también, con los elementos curriculares más nóveles, como los estándares de aprendizaje evaluables).

Para otorgar un sentido a la educación por competencias es obvio que todos los elementos curriculares han de formar un todo organizado, y eso pasa indiscutiblemente por la integración curricular entre los elementos.

Elementos curriculares

Según el artículo 6 de la LOMCE, se entiende por currículo la regulación de los elementos que determinan los procesos de enseñanza y aprendizaje para cada una de las enseñanzas.

Así, el currículo está integrado por los siguientes elementos:

  • Los objetivos de cada enseñanza y etapa educativa.
  • Las competencias, o capacidades para activar y aplicar de forma conjunta los contenidos propios de cada enseñanza y etapa educativa, para lograr la realización adecuada de actividades y la resolución eficaz de problemas complejos.
  • Los contenidos, o conjuntos de conocimientos, habilidades, destrezas y actitudes que contribuyen al logro de los objetivos de cada enseñanza y etapa educativa y a la adquisición de competencias. Los contenidos se ordenan en asignaturas, que se clasifican en materias, ámbitos, áreas y módulos en función de las enseñanzas, las etapas educativas o los programas en que participen los alumnos y alumnas.
  • La metodología didáctica, que comprende tanto la descripción de las prácticas docentes como la organización del trabajo de los docentes.
  • Los estándares y resultados de aprendizaje evaluables.
  • Los criterios de evaluación del grado de adquisición de las competencias y del logro de los objetivos de cada enseñanza y etapa educativa.

ponderar estándares de aprendizaje

Evaluación



Ahora, si te matriculas de 4 Cursos Homologados te regalamos un Curso de Preparación de Inglés Online de British Council y Certificación GRATIS de hasta 4 artículos en nuestra revista

La incorporación de las competencias clave al currículo ha supuesto que éste cuente con un elemento más, el cual no puede simplemente añadirse sin más, sino que debe ser acogido entre los elementos ya presentes con anterioridad y acomodarse de manera consciente y reflexiva, dando como resultado un modelo curricular nuevo.

Este proceso de acomodación, como es de suponer, tiene una serie de importantes implicaciones para las prácticas educativas, las cuales se verán afectadas, sobre todo, en términos de evaluación, ya que la inclusión de un nuevo elemento curricular requerirá una nueva configuración sobre lo que se pretende conseguir en el alumnado, y cómo van a evaluarse los avances.

Pero, aunque parezca una labor algo tediosa y complicada, si se analiza detenidamente no entraña mayor dificultad, pues la incorporación de las competencias no se ha producido de forma aislada y única en el currículo, sino que éstas han venido de la mano de los estándares de aprendizaje.

Qué son los estándares de aprendizaje evaluables

Puede decirse que son nuestros manuales de instrucciones para delimitar el grado de desarrollo y adquisición de las competencias.

Los estándares de aprendizaje establecen:

  • Qué es lo que debe aprender el alumno.
  • Cómo tiene que demostrar ese aprendizaje.
  • Mediante qué procedimientos y en qué contexto ha de demostrar el aprendizaje.

Son especificaciones de los criterios de evaluación que permiten definir los resultados de aprendizaje, y que concretan lo que el alumno debe saber, comprender y saber hacer en cada asignatura; deben ser observables, medibles y evaluables, y permitir graduar el rendimiento o logro alcanzado. Su diseño debe contribuir y facilitar el diseño de pruebas estandarizadas y comparables.

Perfil de área y Perfil competencia

A la hora de evaluar competencias es preciso que tengamos en cuenta dos procedimientos fundamentales: la elaboración del perfil de área y el perfil competencia.

  • Perfil de área: Es el conjunto de estándares de aprendizaje evaluables de un área o materia determinada. Dado que los estándares de aprendizaje evaluables se ponen en relación con las competencias, este perfil permitirá identificar aquellas competencias que se desarrollan a través de esa área o materia. Con esta organización se obtiene la calificación curricular de cada una de las áreas o materias.
  • Perfil de competencia: Es el conjunto de estándares de aprendizaje evaluables de las diferentes áreas o materias que se relacionan con una misma competencia. Todas las áreas y materias deben contribuir al desarrollo competencial y la elaboración de este perfil facilitará la evaluación competencial del alumnado. La elaboración de este perfil permitirá obtener los niveles competenciales del alumnado.

Ponderación de estándares de aprendizaje

Cada estándar de aprendizaje evaluable debe ir asociado a un porcentaje que fije su peso específico para determinar la categorización de los mismos, que será la herramienta de referencia y guía para la calificación correspondiente. A este porcentaje lo denominamos ponderación.

A lo largo de las evaluaciones que se realicen en cada asignatura se tendrán que evaluar todos los estándares de la materia en cuestión, en cuya labor será necesario saber qué peso le otorgamos a cada uno, pues no todos los aprendizajes que se desprenden de ellos son igualmente importantes y/o necesarios.

Además, y teniendo en cuenta que, lógicamente, la suma de todos los porcentajes en cada trimestre debe ser el 100%, los estándares tienen que categorizarse teniendo en cuenta tres criterios o condiciones:

  • Qué estándares de aprendizaje evaluables se consideran básicos para la promoción del alumnado
  • Qué estándares de aprendizaje evaluables se consideran avanzados en el proceso de aprendizaje y desarrollo de competencias del alumnado
  • Qué estándares de aprendizaje evaluables se consideran intermedios, entre los saberes más avanzados y los suficientemente básicos

De esta forma, tendremos que agrupar todos los estándares de aprendizaje evaluables de nuestra asignatura en tres categorías:

  • Estándares de aprendizaje básicos
  • Estándares de aprendizaje avanzados
  • Estándares de aprendizaje intermedios

Es lógico afirmar que los estándares que pertenezcan a una misma categoría tendrán la misma relevancia en la evaluación (Ferrer, 2014).

Para realizar todo esto, es preciso que se determine una ponderación con un porcentaje determinado para cada grupo de estándares. Como base general, la ponderación se podría realizar del siguiente modo:

  • Estándares básicos: 50% (mínimo).
  • Estándares intermedios: 40% (mínimo).
  • Estándares avanzados: 10% (máximo).

Cómo citar este artículo:

Equipo Pedagógico de Campuseducacion.com (2019). Cómo ponderar estándares de aprendizaje evaluables [Mensaje en un blog]. Blog de Campuseducacion.com. Recuperado de https://www.campuseducacion.com/blog/oposiciones/general/como-ponderar-estandares-de-aprendizaje-evaluables/

¿Quieres aprender a ponderar y evaluar estándares de aprendizaje?

Campuseducacion.com cuenta con un curso específico sobre cómo realizar la evaluación por competencias y ponderar estándares de aprendizaje, válido para Oposiciones y CGT, 100% online y a distancia y homologado y certificado por la Universidad Camilo José Cela:

Este curso pretende preparar a los docentes de cualquier etapa educativa a dirigir su acción didáctica en el aula hacia la adquisición de las competencias.

Los docentes aprenderán, mediante este curso online, los procesos de integración curricular de las competencias en las respectivas etapas educativas, así como a diseñar propuestas didácticas que fomenten el aprendizaje competencial y a realizar una evaluación por competencias tal y como lo exige nuestra actual ley educativa. De esta forma, manejarán los procesos de ponderación de estándares, confección de rúbricas y elaboración de planificaciones curriculares en base a las siete competencias clave.

compra de temario descuentos