Resumen: Las Inteligencias Múltiples en la Educación Infantil suponen un gran cambio en el proceso de enseñanza-aprendizaje que debemos de practicar y desarrollar para la completa adquisición de las distintas competencias de nuestro alumnado.

 

Palabras clave: Educación Infantil; Competencias; Inteligencias Múltiples.

 

Abstract: The theory of multiple intelligences in Early Childhood Education represent a great change in the teaching-learning process that we must practice and develop for the complete acquisition of the different competences of our students.

Keywords: Early Childhood Education; Competences; Multiple intelligences.

LA TEORÍA DE LAS INTELIGENCIAS MULTIPLES

Los métodos que se vayan a realizar en el proceso de enseñan-aprendizaje con los alumnos deben partir de la perspectiva del profesorado como orientador, promotor y facilitador del desarrollo en el alumnado mediante prácticas de trabajo individual y cooperativo.
El trabajo individual es una faceta de importancia para el desarrollo del alumnado debido que se hará responsable de forma autónoma e independiente a la hora de desempeñar las actividades o tareas propuestas. Para ello, regula su conocimiento, autoeficacia y rendimiento mostrando sus capacidades y competencias.
Es por ello por lo que la filosofía educativa de las Inteligencias Múltiples debe de ser una base para que la escuela construya una educación centrada en los alumnos y en sus capacidades y competencias.

La teoría de Howard Gardner

El psicólogo, investigador y profesor de la Universidad de Harvard, Howard Gardner, el 11 de mayo de 2011 recibió el Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales. Este autor ha centrado su investigación en el análisis de las capacidades cognitivas del ser humano, lo que le ha llevado a desarrollar su Teoría de las Inteligencias Múltiples. En esta obra el investigador defiende que no existe una única inteligencia, sino que cada persona posee al menos ocho inteligencias:

  • Inteligencia lingüística

  • Inteligencia lógico- matemática
  • Inteligencia corporal-kinestésica
  • Inteligencia musical
  • Inteligencia espacial
  • Inteligencia naturalista
  • Inteligencia interpersonal
  • Inteligencia intrapersonal
La Teoría de las Inteligencias Múltiples #CedRevistaDigitalDocente Clic para tuitear

Como docentes, intentar asumir y desarrollar la teoría de Gardner en nuestras aulas nos supone un cambio muy significativo dentro del modelo educativo en el que estamos inmersos. Todo esto implicaría tomar en cuenta las competencias innatas del alumnado, para después convertir el proceso de enseñanza-aprendizaje en una continua estimulación de cada una de las inteligencias que ya posee el alumno.

Por consiguiente, partiremos de la idea de que cada uno de nuestro alumnos en la etapa de Educación Infantil poseen al menos alguna de los ocho tipos de inteligencia que a su vez trabajan juntas pero que lo hacen como entidades autónomas. Cada una de ellas nos permite realizar distintas funciones.

Estas inteligencias necesitan desarrollarse para que en un futuro no muy lejano puedan convertirse en herramientas para afrontar las distintas situaciones de la vida, así como para poder tomar decisiones conscientes en cuanto a las fortalezas de uno mismo y el significado de las preferencias a la hora de realizar unas actividades determinadas.
Hay que destacar que cada persona es posible que pueda desarrollar su competencia en cada una de todas las áreas, de esta manera, la persona está fomentando una de las inteligencias y a su vez desarrollando las demás. Esto quiere decir que existe una relación directa entre todas las inteligencias que permanecen en continua conexión y en un enriquecimiento constante.

La Teoría de las Inteligencias Múltiples


Al referirnos a las Inteligencias Múltiples nos estamos refiriendo a una filosofía educativa que centra su atención en el alumno, y que es capaz de contemplar varias dimensiones de la inteligencia que a su vez pueden ser trabajadas y desarrolladas centro de nuestra aula.
Howard Gardner, en su obra Frames of Mind (1983), definió la inteligencia humana como “la capacidad de resolver problemas o crear cosas reconocidas por uno o varios ambientes culturales”.

Gardner sostiene que la inteligencia no es innata desde el nacimiento, sino que se va desarrollando a lo largo de toda la vida y sustenta, como otros psicólogos de la educación (Perkins, 1995; Bronfenbrenner, 1970; Feuerstein, 1980) que el resultado de la interacción que existe entre los factores biológicos y ambientales es lo que llamamos inteligencia. Por lo tanto, esto significa que la inteligencia es educable.

También sostiene que la inteligencia nunca se va a dar de manera aislada, sino que cualquier tarea que realicemos va a exigir una combinación de habilidades, aunque destaquen algunas más que otras.

Gardner (1993) sostiene que cada persona está equipada de una inteligencia que esta está formada a su vez por la unión de inteligencias múltiples que varían en grado y profundidad. Todas ellas pueden llegar a mayor nivel con la práctica y el entrenamiento. A todo esto, se le añade que, partiendo de los planteamientos específicos de la inteligencia, se puede llegar a reconocer las diferencias existentes entre el alumnado, ya que cada alumno responde a sus propios estilos de aprendizaje, a sus preferencias o a su capacidad intelectual.
En términos generales, la Teoría de las Inteligencias Múltiples generaliza el concepto de inteligencia y la define como una capacidad funcional, multidimensional y que es capaz de manifestarse de diferentes formas y en diversos contextos.

Por todo esto, es importante recalcar que la práctica pedagógica se va a beneficiar si analizamos las características de cada grupo de aula, ajustamos la práctica docente a la realidad del aula y diferenciamos las capacidades de cada estudiante.

 

Las Inteligencias Múltiples en la actualidad

Recientes investigaciones en neurobiología demuestran la presencia de zonas en el cerebro que corresponden a determinados espacios de cognición, y aunque se hace complicado localizar cuáles son exactamente esas zonas, existe una cierta aprobación sobre que cada una de esas zonas del cerebro puede llegar a expresar una forma diferente de inteligencia, lo que hace que nos responsabilicemos de tareas de diversa índole.

Tradicionalmente, en nuestro sistema educativo las inteligencias que más se han potenciado han sido las inteligencias lógico-matemáticas y las lingüísticas, dejando al resto en un segundo plano. Aunque en estos últimos años se han empezado a dar a las otras inteligencias una importancia a niveles competenciales dentro del marco de una educación integral.

Desde este punto de vista, la tarea principal del docente es identificar los puntos fuertes y aquellos más débiles de cada alumno para así poder realizar una labor de refuerzo. De esta manera, y siempre escuchándolos de forma activa, los alumnos podrán obtener una mayor autoestima y equilibrio personal.


Los docentes se enfrentan día a día al reto de poder gestionar las importantes implicaciones de las inteligencias múltiples en la educación, por lo que la idea limitadora de que la inteligencia es única e indivisible se queda en olvido.
La clave principal para poder introducir esta filosofía educativa en nuestro sistema educativo está en prestar una atención primordial a los mensajes que transmitimos acerca de ser más o menos inteligentes, así como el trabajo conjunto que se realiza entre familias, educadores y los propios alumnos. De la misma forma, debe existir una coherencia entre las inteligencias más notorias en cada alumno y su aprendizaje a través de las distintas estrategias que planteemos en el aula, para así poder ayudarles a desarrollar su máximo potencial.

La teoría de las Inteligencias Múltiples se encuentra unida a los enfoques actuales en el proceso de enseñanza-aprendizaje de los distintos niveles educativos. Refiriéndonos al contexto educativo actual, se hace necesario acentuar la relación que existe entre las Inteligencias Múltiples y el desarrollo de las competencias clave, con el objetivo principal de formar a personas con unas habilidades que les ayuden a alcanzar competencias operativas y funcionales.

El modelo educativo, teniendo en cuenta y trabajando en base a las Inteligencias Múltiples, deben tener en cuenta la innovación, pero también la adaptación y la flexibilidad. Se le da mayor importancia a las capacidades e intereses personales de cada alumno, por lo que el principal objetivo es que el alumnado se convierta en protagonista de su propio aprendizaje, y que este sea activo, dejando así al docente el papel de guía, de apoyo y de consulta, que es el que transmite los conocimientos y reta a los alumnos a pensar.

Las Inteligencias Múltiples en Educación Infantil

A la hora de trabajar las Inteligencias Múltiples en Educación Infantil se hace importante resaltar que el modelo de trabajo que sigue esta filosofía educativa está relacionado con los principios y fines del currículo de la etapa.
Además, el trabajo basado en las Inteligencias Múltiples tiene unas características propias que conjuntan perfectamente con el eje principal de las intenciones educativas de esta etapa:

  • Dar oportunidades a todos los alumnos por igual
  • Resaltar las diferentes capacidades de los alumnos
  • Favorecer el trabajo por rincones y por proyectos
  • Posibilitar el trabajo por competencias y el trabajo cooperativo
  • Otorgar especial importancia al desarrollo emocional

  • Favorecer la participación, motivación y autonomía del alumno
  • Fomentar la creatividad de los alumnos
  • Promover el aprender a aprender

Del mismo modo, los principios metodológicos en Educación Infantil se relacionan concretamente con las ideas que sustentan el modelo de trabajo de las Inteligencias Múltiples, y las orientaciones sobre evaluación son coherentes con las ideas propuestas en el modelo de esta teoría. Estos principios se ofrecen como referentes que permiten tomar decisiones metodológicas fundamentadas para que, en efecto, la intervención pedagógica tenga un sentido inequívocamente educativo.

De la siguiente forma, las Inteligencias Múltiples se relacionan con las distintas áreas que nos encontramos en la Educación Infantil:

Podemos ver que los objetivos generales de la Educación Infantil están estrechamente relacionados con las Inteligencias Múltiples, dando respuesta a los aprendizajes requeridos durante esta etapa educativa.

La evaluación en Educación Infantil

Poniendo en práctica esta filosofía educativa en nuestra aula de Educación Infantil no podremos desarrollar un proceso de evaluación sistemático, ya que no se trata de poner en práctica fines educativos rígidos, sino todo lo contrario. Por tanto, la evaluación tiene que ser un proceso enfocado en tres momentos diferentes pero que a la vez se complementen y se enriquezcan entre sí, sin olvidar tener siempre en cuenta la oportunidad de adaptarlos y mejorarlos, de forma que consideramos a este proceso de forma flexible.

Al comenzar el curso, en los primeros días de clase, se comienza un proceso de acercamiento con los alumnos y se ponen en práctica los diferentes estilos educativos. Este es el momento donde se realiza el primer momento evaluativo, y no es ni más ni menos que una evaluación diagnóstica que nos ayuda a conocer el nivel educativo y necesidades de cada alumno.

Una vez que hemos recogido esta información del grupo-clase es cuando el proceso de enseñanza y aprendizaje empieza, ya que las actividades se centran y se adaptan a nuestro grupo-clase intentando que sean significativas y adecuadas para nuestro alumnado. Se fomenta de esta manera, un proceso constructivista de aprendizaje y que parte de nuestro entorno escolar (Vigotsky, 1978).

El constructivismo pedagógico nos enseña el camino para el cambio educativo, transformando éste en un proceso activo donde el alumno elabora y construye sus propios conocimientos a partir de su experiencia previa y de las muchas interacciones que establece con el maestro y con el entorno.


Este proceso se va realizando a lo largo de todo el curso escolar, y es en los últimos meses de clase cuando podemos destacar la evaluación formativa que se ha realizado. En ella se recoge cómo se van desarrollando las actividades en cada uno de los niños. Es en este momento cuando se va estableciendo una comunicación con las familias para compartir la información y comunicar el progreso de sus hijos.

Para finalizar destacar la una evaluación sumativa que es considerada necesaria tanto al final de cada trimestre, así como al acabar el curso (Scriven, 1967). Es importante emitir un boletín de calificaciones enfocado hacia las familias al terminar, ya que nos pueden indicar ciertos cambios. No hay que olvidar que también se establece una evaluación final cuando llega el último día de clase, donde gracias a una actividad que se relaciona con todos los contenidos desarrollados durante todo el curso, podemos observar qué nivel han alcanzado nuestros alumnos finalmente.

Solemos cometer el error de encasillar a los alumnos en función de su rendimiento académico, sobre todo en las competencias lingüísticas y matemáticas y realmente no se reconoce el mérito de igual manera con los que demuestran una inteligencia artística, musical o corporal.

Es por ello por lo que desde el propio sistema educativo y el docente como intermediario deberíamos de cambiar la forma de pensar y valorar más las otras muchas inteligencias que nuestros alumnos poseen y trabajar en ellas de una manera dinámica y desarrolladora.

Te puede interesar…

Amplia tu formación

Campuseducacion.com dispone de un amplio catálogo de cursos homologados para Oposiciones.

Válidos en todas las Comunidades Autónomas y homologados por la Universidad Camilo José Cela, para OPOSICIONES y CONCURSO GENERAL DE TRASLADOS.

¡Consigue con los cursos homologados de Campuseducacion.com 2 PUNTOS EXTRA en el baremo de méritos para las Oposiciones!

2 puntos para baremo con Campuseducacion.com

Publica con nosotros

¿Quieres convertirte en autor de Campus Educación Revista Digital Docente y ganar puntos para las Oposiciones de Maestros y Profesores?

Gracias a Campuseducacion.com y su revista educativa, todos los profesionales educativos tienen la oportunidad de publicar artículos científicos y didácticos de forma totalmente gratuita, contribuyendo así la divulgación del quehacer profesional docente y al avance de las ciencias de la información.

Además, los autores de Campus Educación Revista Digital Docente que así lo deseen podrán obtener un certificado de autoría con el que poder sumar puntos en diferentes procesos selectivos y baremos de méritos, como las oposiciones docentes o el concurso general de traslados. 

Puedes conseguir 4 certificaciones en Campus Educación Revista Digital Docente si te matriculas en tres o más cursos homologados para oposiciones o concurso general de traslados en Campuseducacion.com


Cursos Homologados para Oposiciones de Educación

< Artículo anteriorTrastorno del espectro autista
Artículo siguiente >Comunidades de Aprendizaje