TIC en la etapa de Educación Infantil

Recursos digitales para la mejora de la comprensión lectora

106

Resumen: La irrupción de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) ha provocado grandes modificaciones en la sociedad actual, y el ámbito de la educación es uno de ellos. Las comunidades educativas deben adaptarse a estos nuevos tiempos desde las etapas más tempranas de la Educación Infantil, lo que traerá consigo un aumento de la motivación, de la creatividad y de la atención del alumnado, además de fomentar otros aprendizajes, como la comprensión lectora.

 

Palabras clave: Educación Infantil; TIC; Motivación; Creatividad; Comprensión lectora.

 

Abstract: The rise of Information Technology has caused dramatic changes in our society, including education. Educational communities must adapt to these new times, from the early stage of Preschool Education, in order to bring improvements on motivation, creativity and student’s attention, besides developing other learning abilities like reading comprehension.

 

Keywords: Preschool education; IT; Motivation; Creativity; Reading comprehension.

TIC EN EDUCACIÓN INFANTIL

TIC en Educación Infantil #CEdRevistaDigitalDocente Clic para tuitear

Las Tecnologías de la Información y la Comunicación

La irrupción de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) ha provocado grandes cambios en diferentes ámbitos, e indiscutiblemente la educación es uno de ellos. El comportamiento humano, las relaciones interpersonales y los métodos de enseñanza y aprendizaje se han ido adaptando poco a poco a esta nueva era digital.

La escuela es una institución al servicio de la sociedad, y la sociedad de la información demanda actualmente una integración de las nuevas tecnologías en el aula. La escuela y la sociedad van de la mano, por lo que el sistema educativo no puede, ni debe, permanecer indiferente a este nuevo paradigma. Las TIC forman parte de nuestra vida y los maestros deben encontrar la mejor manera de integrarlas en su actividad docente.

Desde aquí pretendemos dar a conocer las ventajas de emplear las nuevas tecnologías en la educación, y más concretamente en el desarrollo de una de las habilidades lingüísticas con mayor relevancia en el desempeño académico: la comprensión lectora. Se proporciona así una base teórica y científica que permita vislumbrar los beneficios de la aplicación de las TIC en la mejora de esta habilidad en la etapa de Educación Infantil.

Las TIC en Educación Infantil

Como señala Cabero (2007), las grandes revoluciones de la humanidad que han ido sucediéndose a lo largo de la historia, marcaron las sociedades del momento en diferentes ámbitos. Comenzando por la revolución agrícola y pasando por la industrial, llegamos a la revolución de la información o del conocimiento, que es en la que nos encontramos actualmente y que toma como eje vertebrador en su desarrollo a lo que denominamos Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC).



Ahora, si te matriculas de 4 Cursos Homologados te regalamos un Curso de Preparación de Inglés Online de British Council y Certificación GRATIS de hasta 4 artículos en nuestra revista

Autores como Coll (2004) llegan a afirmar que la conocida sociedad de la información (SI) no sólo ha tenido un gran impacto en la forma en la que nos comunicamos, sino también en cómo nos relacionamos, aprendemos e incluso en cómo pensamos. Esto nos situaría en nuevo paradigma tecnológico y humano, organizado en torno a las TIC y asociado a profundas transformaciones sociales, económicas y culturales.

Pero lo que realmente interesa es la repercusión que esta revolución tecnológica está teniendo en el terreno que nos ocupa, la educación.

Por una parte, la revolución tecnológica afecta directamente el núcleo de los procesos educativos: el acceso y la transmisión de la información y las relaciones de comunicación. […] En este escenario, la educación, considerada tradicionalmente sobre todo como un instrumento para promover e impulsar los procesos de desarrollo y de socialización de las personas, adquiere una nueva dimensión: se convierte en la piedra de toque del desarrollo económico y social. En la SI la educación es una prioridad estratégica no sólo de las políticas culturales y de bienestar social sino también de las políticas de desarrollo. (Coll, 2004).

En este sentido, Cabero y Gisbert (2007) afirman que en la sociedad del conocimiento aquellas personas que no sean capaces de utilizar las nuevas tecnologías en diferentes ámbitos de sus vidas se pueden llegar a ver, inevitablemente, marginados de la ciudadanía. Por otro lado, Zorraquino y Alejandre (2009) establecen que para que esto no ocurra, la escuela tiene un papel crucial.

La escuela, como agente educativo que es, debe utilizar todas estas Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) para formar y preparar a sus alumnos. Así, cuando llegue el momento de que estos se integren como miembros activos de la sociedad, tener la preparación suficiente, no sólo para incorporarse a ella, sino para ser capaces de modificarla de forma positiva y crítica. Las instituciones educativas deben ser abiertas y flexibles a los avances que se produzcan en la sociedad, para introducirlos y adaptarlos a las necesidades de los alumnos (Zorraquino y Alejandre, 2009).

Indudablemente, la formación en nuevas tecnologías es de imperiosa necesidad ya desde las etapas iniciales, pues de esta formación dependerá también la correcta integración en la sociedad actual y futura.

Educación mediada por las TIC

Siguiendo esta línea, cada vez son más comunes los centros que han integrado las TIC en las aulas de Educación Infantil: ordenadores, pizarras digitales, cámaras fotográficas digitales, videocámaras…

De acuerdo con Romero (2006), el ordenador ayuda al alumnado a estimular la creatividad, ofreciéndoles diferentes formas de experimentar y manipular (formas, tamaños, colores, letras y sonidos), siempre respetando el ritmo de aprendizaje del cada uno. También favorecerá el trabajo en grupo y, por tanto, la socialización. Cómo no, también provocará en ellos la curiosidad y el espíritu de investigación que tanto valoramos, razones indiscutibles para incluir este medio en la etapa de Educación Infantil.

Según López y Real (2014), la aplicación de las TIC a la educación potencia el aprendizaje visual de los alumnos y aumenta su participación, motivación y creatividad. Al tiempo, los profesores crean clases más atractivas y documentadas que les reportarán mejores resultados.

Estas ideas están en consonancia con la legislación[1] que regula la etapa de Educación Infantil, pues se establece la importancia y la necesidad de iniciarse en el manejo de tecnologías de la información y la comunicación.

Sin embargo, para que la utilización de las TIC reporte efectos positivos en el alumnado, éstas deben estar debidamente integradas en la actividad diaria del aula, cohesionando contenidos y métodos.

Lo cierto es que a la hora de utilizar las tecnologías en el aula se han de tener en cuenta numerosos aspectos. Si lo que se pretende es conseguir unos resultados óptimos por medio de su uso, se habrá de tomar las decisiones didácticas pertinentes, relativas a la organización, formación y metodología, pues el verdadero valor de un programa educativo depende del profesor, es decir de las estrategias didácticas utilizadas por el docente para que el alumno pueda adquirir los objetivos programados con el ordenador (Barroso y Romero, 2007).

En todas estas consideraciones, no podemos olvidar la importancia de los aprendizajes cooperativos.

Otro de los aspectos a tener en cuenta es la formación del profesorado, pues según Vidal (2006) la falta de conocimientos en el manejo de las nuevas tecnologías puede provocar inseguridad en los profesores, llevándolos a cesar en su intento de introducirlas en su práctica docente.

Existe una necesidad de formación, tanto técnica, en el manejo de las TIC, como pedagógica, en su aplicación didáctica, del profesorado y del equipo directivo para la gestión y organización de estos recursos (Fernández, Rodríguez y Vidal, 2004).

Según Martín-Laborda (2005), en la mayoría de los países europeos la formación en TIC es incluida en los planes de Formación Permanente del Profesorado. En España, el Centro de Información y Comunicación Educativa (CNICE) del Ministerio de Educación y Formación Profesional incluye en su programa una serie de cursos de formación gratuitos que tienen como finalidad formar a docentes de centros educativos de las distintas Comunidades Autónomas en el uso de las TIC.

Comprensión lectora

Si analizamos en profundidad el currículo de Educación infantil podemos observar cómo es en esta etapa donde se deben poner las bases que ayudan a conseguir que los alumnos sean capaces de comprender lo que leen, permitiendo que así disfruten con la lectura, descubran y exploren nuevos usos como fuente de placer, fantasía e información.

Empecemos definiendo así el concepto de comprensión lectora. De acuerdo con Madrid y McLaren (2004), la lectura es una de las cuatro habilidades básicas necesarias para alcanzar el dominio de un idioma y es además una habilidad receptiva escrita, gracias a la cual se ponen en marcha una serie de procesos cognitivos con el fin de dar sentido a un texto.

La comprensión es entendida como un proceso en el que el lector interacciona con el texto, construyendo un significado (Anderson y Pearson, 1984). El fundamento de la comprensión es nada más y nada menos que la interacción entre el lector y el texto. La comprensión de un texto se entiende como un proceso en el que el lector establece conexiones entre la nueva información y la que ya poseía con anterioridad, por lo que el acto de leer no se reduce a un proceso mecánico que consiste únicamente en el descifrado de signos, sino que es mucho más: es un proceso de razonamiento (López, 2009).

La habilidad de leer adquiere gran relevancia en la sociedad occidental ya que permite a las personas acceder a gran cantidad de información y realizar sus funciones diarias (Madrid y McLaren, 2004).

La lectura comprensiva es fundamental en el rendimiento académico. La comprensión de los textos posibilita la asimilación de conceptos específicos de cada área. Han sido muchos los especialistas e investigadores que se han interesado por las estrategias de desarrollo de esta habilidad. Es importante entender que la responsabilidad del desarrollo de la lectura no recae únicamente en el área de conocimiento de Lenguajes dentro de la etapa de Educación Infantil, sino que es necesaria la colaboración de todos los maestros de las diferentes áreas del currículo, pues se trata de un instrumento de aprendizaje indispensable en todas las materias (Corrales, 2006).

En una investigación desarrollada por Gómez (2011) se demostró que la comprensión lectora influye en el rendimiento escolar de los niños, pudiendo afirmarse que, a mayor comprensión lectora, mejor rendimiento escolar. Esta es una de entre muchas investigaciones que vienen a demostrar el potencial de la lectura. También se ha demostrado que los estudiantes cuyos padres tienen mejores actitudes hacia la lectura y declaran dedicar mayor número de horas semanales a esta actividad, presentan mayores niveles de competencia matemática y competencia en comunicación lingüística.

Además, como señala Rodríguez y Larger (2003), la experiencia confirma la importancia de la lectura tanto en la lengua materna como en la lengua extranjera, siendo un medio para el desarrollo y la adquisición de los conocimientos.

Teniendo en cuenta todo ello, y de acuerdo a Carrillo, Calvo y Alegría (2001), se hace necesario iniciar el aprendizaje de la lectura en Educación Infantil por los siguientes motivos:

  • Permite una mejor secuenciación de los contenidos, al disponer de un periodo de tiempo más amplio.
  • Hay más oportunidades de afianzamiento y práctica, que permiten conducir al éxito de todos los alumnos y alumnas.
  • Existen más oportunidades de adaptación a las diferencias individuales y a los estilos de aprendizaje de los niños.

Estilos de lectura y textos

En definitiva, la adquisición de la lectoescritura en Educación Infantil supone contribuir a la reducción de los casos de fracaso escolar motivados por dificultades en el aprendizaje de la lectura.

Para ello, sin embargo, es necesario tener los conocimientos metodológicos necesarios para conseguirlo. Un aspecto a considerar es la importancia de la selección de textos en Educación Infantil. Está claro que no todos los textos son igual de válidos o igual de adecuados según el objetivo de aprendizaje que se persiga. Veamos por tanto algunos de estos principios. Según Madrid y McLaren (2004):

  • Los textos seleccionados deben cubrir una gran variedad de temas para satisfacer la diversidad de intereses de nuestro alumnado.
  • Los textos deben estar adaptados a su desarrollo cognitivo.
  • Deben ser textos que favorezcan la mejora de la motivación y la autoestima.

Madrid y McLaren (2004) también enfatizan en la necesidad de distinguir diferentes fundamentalmente entre dos tipos de lectura adaptables al aula:

  • Lectura en voz alta

Es muy útil en las aulas de Infantil para averiguar si los alumnos reconocen las formas escritas y habladas y la relación entre forma y significado. Una actividad interesante en esta etapa educativa es la narración (o lectura) de historias en voz alta por parte del maestro, pues de esta manera se consigue que los alumnos se involucren más y aumente su motivación.

  • Lectura en silencio

Es el tipo de lectura más común y natural, en la que no dependen de la ayuda de otra persona.  Aunque podría suponer muchos beneficios en etapas educativas superiores, en Educación Infantil no es muy utilizada, pues incluso los alumnos más avanzados en la lectura necesitan escucharse a sí mismos a nivel oral.

Con ello, deducimos que la motivación del alumnado aumenta si los maestros son capaces de seleccionar los mejores textos y el mejor estilo de lectura adaptable a su aula. Si estos aspectos los unimos a las grandes ventajas que supone aplicar las TIC a la educación, podemos obtener resultados muy positivos.

Motivación como elemento esencial

La motivación, como eje central en el aprendizaje y más concretamente en el desarrollo de la comprensión lectora, se convierte en uno de los objetivos principales dentro de la función docente. Duque (1995) afirma que motivar es predisponer a los alumnos a que aprendan y, consecuentemente, realicen un esfuerzo para alcanzar los objetivos previamente establecidos.

Sin embargo, tradicionalmente la lectura no ha despertado especial motivación ni ha suscitado el suficiente interés entre los estudiantes, pues la mayoría de ellos asocia la lectura con el aburrimiento (Salazar y Ponce, 1999).

Según aparece expresado en el informe PISA 2016, existe una relación entre el disfrute por la lectura y el rendimiento en comprensión escrita. En este mismo informe aparece recogido que aquellos que llevan a cabo actividades de lectura digital obtienen por lo general mejores resultados en comprensión escrita en contraposición a aquellos otros que no realizan tales tareas.

Paredes (2005) en un artículo en el que se abordan los principales procesos metodológicos que apoyan la animación a la lectura mediante las tecnologías de la información y la comunicación, nos habla de los cuentos electrónicos como un recurso para la animación a la lectura. Y es que, como sabemos, el uso de las nuevas tecnologías aumenta la motivación del alumnado, lo que los lleva a aumentar la atención en la tarea que les ocupa, y por ende a desarrollar una mejor comprensión.

Con todo ello, queda de manifiesto la necesidad de trabajar esta habilidad lingüística desde edades tempranas, pues no solo supone un aumento del rendimiento académico del alumnado, sino también de su motivación. Motivación que a su vez puede venir dada por la aplicación y el correcto uso de las TIC.

Son evidentes las grandes ventajas de aplicar las TIC en el ámbito educativo, y más concretamente en la etapa de Educación Infantil, pues se ha podido comprobar cómo el uso de estas herramientas digitales en edades tempranas favorece la creatividad, la motivación, la curiosidad, el espíritu de investigación y la socialización del alumnado. Sin embargo, también se ha puesto en relevancia la idea de cohesionar estas herramientas a las unidades didácticas desarrolladas en nuestra aula, pues en muchas ocasiones las TIC se utilizan con un carácter más lúdico que educativo. Esto, unido a la necesidad de formación del profesorado en lo concerniente al uso de los recursos digitales en el aula, debería ser considerados como dos objetivos prioritarios en el ámbito educativo.

Igualmente, en cuanto a la comprensión lectora mediada y tratada por las TIC, es muy importante que el docente tenga muy claros los criterios más adecuados para seleccionar las mejores lecturas y el mejor estilo de aprendizaje. También se considera fundamental que las familias se puedan implicar al máximo en el proceso de enseñanza-aprendizaje, no sólo con actividades dentro del aula sino también con su acción fuera de ella. Los alumnos cuyos padres tienen mejores actitudes hacia la lectura presentan mayores niveles en esta competencia. No podemos entender la educación sin involucrar a todos los agentes sociales de la comunidad educativa.

En definitiva, las TIC se presentan como parte fundamental de nuestro día a día y como tal debemos aprovecharlas para reforzar lo máximo posible las capacidades y habilidades de nuestro alumnado, siendo una de ellas la lingüística. La comunidad educativa debe entender que los recursos digitales no forman parte de nuestro futuro, sino de nuestro actual presente. Es así, aplicando metodologías innovadoras en la base, en el aula, cómo los programas educativos actuales pueden llegar a lograr la excelencia a día de hoy.

Te puede interesar…

Amplía tu formación

Los siguientes cursos de Campuseducacion.com, válido para Oposiciones y CGT, homologado por la Universidad Camilo José Cela y 100 % online, te pueden ayudar a formarte en la etapa de Educación Infantil, y con ellos podrás conseguir hasta 2 PUNTOS EXTRA en tu baremo.

Publica con nosotros

Campus Educación Digital Docente ofrece la posibilidad a la comunidad docente de publicar artículos científicos y didácticos de forma totalmente gratuita, permitiendo así la divulgación del quehacer profesional docente, contribuyendo al avance de las Ciencias de la Educación.

Los autores de Campus Educación Revista Digital Docente ven en este medio un lugar ideal para la investigación pedagógica, a la vez que reciben un certificado de autoría que les puede ayudar a sumar puntos en diferentes procesos selectivos y baremo de méritos, como en las Oposiciones Docentes o el Concurso General de Traslados.

Ahora puedes conseguir 4 certificaciones gratuitas en Campus Educación Revista Digital Docente si te matriculas de 3 o más cursos homologados para Oposiciones y Concurso General de Traslados con Campuseducacion.com.

 

Cursos Homologados Online para Oposiciones de Maestros y Profesores